Había una vez...!

Había una vez...!

Llega un cabezón a una carnicería y se queda asombrado por la cabeza que ve en la vitrina y le pregunta al carnicero:
Hey, hey, ¿cuánto vale la cabeza de cochino que está ahí?
Y dice el carnicero:
¿Cuál cabeza de cochino si ese es el..

Seguir Leyendo

Había una vez...!

Era una vez un señor y ve a otro señor y le dice:
Amigo, ¡Tiene un plátano en la oreja!
¿Cómo?
¡Que tienes un plátano en la oreja!
¿Qué?
¡Tienes un plátano en la oreja!
No te escucho, porque tengo un plátano en la or..

Seguir Leyendo

Había una vez...!

Había una vez una señora que llama a un electricista y le dice:
Señor, ¿Podría usted venir a arreglar el timbre de mi casa?
El señor responde:
Claro señora, deme su dirección, señora en este momento voy saliendo para allá.
P..

Seguir Leyendo

Había una vez...!

Había una vez una señora tan arrugada, pero tan arrugada que cuando lloraba, las lagrimas les bajaban en jeep.

Seguir Leyendo

Había una vez...!

Había una ollita que no quería ser olla, y las otras ollas le insistieron y la presionaron tanto para que lo fuera, hasta que se volvió una olla a presión.

Seguir Leyendo

Había una vez...!

En la feria de las flores se reunieron un grupo selecto de personajes de la farándula, para participar como jueces en la competencia más famosa de nombres cortos en el mundo, el ganador de este concurso sería la persona que tuviera el nombre más ..

Seguir Leyendo

Había una vez...!

Había una vez un carro tan, pero tan viejo, que el conductor sacaba la mano para virar, y le daban una limosna.

Seguir Leyendo

Había una vez...!

Había una vez una hormiguita que estaba llorando, entonces un niño se la encuentra y le pregunta por qué esta llorando, y ella le dice que es el día de su cumpleaños y nadie le ha cantado el cumpleaños feliz.
El niño la toma en la mano y le..

Seguir Leyendo

Había una vez...!

En cierta fiesta había una amenaza de que iban a hacer un atentado. Bien podría ser una bomba o envenenar la comida, se hicieron las respectivas medidas de seguridad inspeccionaron el lugar y no encontraron la bomba, entonces para saber sobre la co..

Seguir Leyendo

Había una vez...!

Había una vez una persona tan, tan flaca, que ni siquiera tenía dedo gordo.

Seguir Leyendo